¿Qué es el Renaciendo del Duelo?

Renaciendo del Duelo es un portal de ayuda a los que han pasado por la experiencia dolorosa de la pérdida de un ser querido. Desafortunadamente, no hay manera para que una persona no sufra ante la pérdida de alguien importante en su vida. En cuanto a la actitud hacia la pérdida y el duelo, cada uno tiene una manera de reaccionar y recuperarse para reconstruir su vida sin la presencia de quien falleció. En la mayoría de los casos, el duelo es vivido con todos los sentimientos y reacciones que lo acompañan, donde uno se adapta gradualmente a la nueva vida sin esa persona, el que se considera un duelo normal. Sin embargo, en algunos casos el proceso de duelo se hace más difícil debido a las características de cada uno y el tipo de relación que había entre el doliente y el fallecido; las circunstancias y la causa de la muerte, y otros factores que implican la dificultad de validar el duelo y expresar los sentimientos para entonces, adaptarse a la pérdida.

¿Por qué una web que habla de la muerte?

Todos sabemos que la muerte es un hecho universal, irreversible e inevitable. Tal vez por eso sea un tabú hablarnos de ella, al final, hablar de la muerte también es estar consciente de la propia finitud y no queremos tener un fin. Es agobiante para el ser humano tomar conciencia de su finitud ya que celebra la vida cotidiana sin pensar en la muerte. Sin embargo, la ansiedad y el miedo a la muerte son aliviados cuando la comprendemos, viéndola como el final de un proceso natural que es la vida.

Así que Renaciendo del Duelo es también un proyecto que tiene como objetivo desmitificar la muerte y hacer que esta sea un tema fácil de ser abordado en nuestra vida diaria.

¿Qué se puede esperar de Renaciendo del Duelo?

Aquí la gente puede obtener ayuda como el asesoramiento y apoyo en el duelo poniéndose en contacto con profesionales capacitados y atentos para tratar cada caso como si fuera lo único. Y además, tendrá en la web una fuente de ayuda preliminar disponible a través de textos para la reflexión, información sobre libros y películas que tratan sobre el tema y los artículos que hablan de las diferentes circunstancias de la pérdida y cómo adaptarse a cada una de ella, lo que se permite vivir el duelo validando los sentimientos y reacciones que lo acompañan mientras se busca nuevos significados para restaurar las funciones en la nueva vida sin la persona que murió.

Cada uno tiene su manera y su tiempo de vivir el duelo. Pero algunas historias sirven para inspirarnos durante esta experiencia. Pensando en ello, en la categoría Nuestra Historia conoceremos a algunas historias reales de personas que también han pasado por el duelo y que nos contarán lo que aprendieron de él. Sí, aprendieron, pues tras la pérdida una persona nunca será como era antes, y para que eso ocurra, ella no sólo permite que las transformaciones que llegan con el duelo tomen su sitio sino que también que se ayustan a estas transformaciones, encontrando, por fin, una manera significativa de vida sin su ser querido.

Vivir el duelo es crecer a través de él. Deseamos que también lo consigas. Y para ello, esperamos que cuentes con nosotros.


Sobre la administradora

Hola! Soy Fabíola y soy la persona que está detrás de esta pantalla conectándoos a este espacio de intercambio y ayuda mutua. No soy Psicóloga. Tengo la Biología como profesión y la Tanatología como pasión y extensión académica, además de ser ésta la responsable por esa iniciativa, pues mientras estudiaba cuidadosamente sus directrices necesarias en el acompañamiento y asesoramiento en el duelo, me vi en medio a una situación de profunda observación hacia el sufrimiento de personas desconocidas y cercanas que habían perdido a sus seres queridos. Cuando paras para observar con el corazón el sufrimiento ajeno, inevitablemente te ves frente a ti mismo y te das cuenta de que tienes en tu vida personas a las que quieres incondicionalmente y por lo tanto, no contemplas perder pronto.

Es cuando te preguntas “Y si pasara conmigo? Qué haría yo para seguir adelante y cómo?”. Mirando con comprensión y empatía al dolor de otros, me preocupé por buscar una manera de intentar ayudar a estas personas, aparte de ayudar también a mis familiares, amigos, amigos de amigos… y, por qué no decir, a mí misma, que aún pasarán por la tristeza dilacerante de perder a alguien querido.

Desde 2017 me dedico al asesoramiento en a Tanatología que, en resumen, se trata de una atención humanizada a los que están sufriendo graves pérdidas; una relación de ayuda que facilita el proceso de reconstrucción de sus significados sin la persona que falleció. De ello surgió la idea de crear un sitio para dar voz a la multitud de sentimientos que forman el duelo y con eso hacer que sea amparado de la mejor manera posible.

Renaciendo del Duelo agradece el apoyo y colaboración de profesionales ubicados en España, Brasil, México y Estados Unidos que también son comprometidos con el tema y se dispusieron a ayudar.

Fabíola Peñas.


Quienes nos apoyan

Toda idea exige tiempo y paciencia para ser realizada. Sin la participación de todas estas personas y asociaciones que se dispusieron a colaborar, este proyecto no se habría concretizado:

Carlos Toro Peñas, Samuel Rodriguez del Hierro